¿Cuánta fruta es demasiada en nuestra dieta?

Debe estar siempre presente en nuestra dieta, ya que la fruta es fundamental para una buena alimentación. De hecho, ya vimos hace poco que debería estar presente incluso más de lo que se creía. Lo de recomendar 5 piezas de fruta al día ha sido descartado por la ciencia ya que se pide que el consumo sea un poquito mayor.

Pero son muchas las preguntas que nos hacemos sobre la fruta: cómo integrarla en nuestro día a día, qué beneficios concretos tiene cada una, cuál es el momento perfecto para tomarla o cuál tomar según nuestras necesidades, como por ejemplo para perder peso. Pero muy pocas veces nos preguntamos si estaremos tomando demasiada… ¿es eso posible?

View this post on Instagram

¿Fruta en exceso?⁣ ⁣ Ese problema inexistente que NO se da en población general, sobre el cual NO es pertinente advertir, pero incomprensiblemente sobre el que un medio y profesional deciden advertir 🤨⁣ ⁣ Si hace 3 días hablamos sobre "el #EfectoCanela", podríamos decir que aquí está la antípoda en comunicación: medios y personas que deciden intentar llamarnos a la calma con cosas que no son prioritarias.⁣ ⁣ 1️⃣¿Qué mensaje queda en la población si metemos miedo sobre el consumo de #fruta por delante de otros alimentos?⁣ 2️⃣¿Qué pertinencia tiene utilizar un altavoz y una oportunidad en comunicación para reducir el consumo de fruta?⁣ 3️⃣¿Qué interpretación y qué actitud va a tomar la gente después de leer esto?⁣ 4️⃣¿Qué van a tomar de postre o entre horas las familias en lugar de tomar este alimento que se hayan dicho que se les limite?⁣ ⁣ Es muy complicado que tras un mensaje así pueda haber un ápice de mejora en la dieta de quien lo lee.⁣ ⁣ Irresponsabilidad comunicativa sin duda

A post shared by Mi Dieta Cojea – Aitor Sánchez (@midietacojea) on

¿Cuánta fruta podemos tomar sin que afecte a nuestra salud?

Hace poco el nutricionista y divulgador científico Aitor Sánchez, conocido en redes sociales como “Mi dieta cojea”, reflexionaba sobre este tema en su perfil de Instagram. Antes de nada, aclaraba que él realmente no conocía si había algún caso en el que una persona comiera tanta fruta como para tener problemas de salud.

Explicaba que “salvo patologías digestivas concretas o casos muy específicos de dietas especiales, la cantidad de fruta que deberíamos consumir para que empezase a ser perjudicial tendría que ser tanta, que se llegase a aquel punto en el que el consumo de fruta estuviera desplazando a otros alimentos que también son necesarios en la dieta”.⁣

Es decir, el nutricionista aboga porque una alimentación sana que mejora la salud es la que hace que el cuerpo tenga todas los nutrientes, vitaminas, proteínas y grasas naturales que necesita. “Por ejemplo, una persona que solo coma en las comidas y en las cenas fruta y que esté abandonando el consumo de fuentes proteicas y de grasa”, sería un caso peligroso.⁣

Afirma que estos no son comportamientos representativos en nuestra sociedad y que solo se dan en casos extremos “realizando alguna locura del estilo: dieta de la piña”. Por lo que Sánchez indica que sigamos diciendo a la gente que coma toda la fruta que pueda.

Fuente: Leer Artículo Completo