Brooke Shields le presta a su hija el vestido que llevó en 1998

Hay looks que pese al paso del tiempo permanecen en la retina de los amantes de la moda. El de Brooke Shields sobre la red carpet de los Globos de Oro de 1998, edición en la que la intérprete optaba a la estatuilla por su papel en De repente Susan, es uno de ellos. Hablamos de un atractivo vestido satinado en color rojo protagonizado por escote palabra de honor y falda ajustada, un diseño de ensueño que conquistó a los allí presentes, y que ahora, 23 años después de aquel estreno, vuelve al punto de mira de la mano de su hija mayor, Rowan Henchy.

La joven, que hace apenas unas semanas cumplía la mayoría de edad, ha recuperado este icónico vestido para su baile de graduación. La propia Shields, emocionada por este paso importante de su hija y por el significado de esta elección, ha sido la encargada de compartido a través de su perfil de Instagram para delicia de sus millones de fanáticos de lado a lado del globo terráqueo. “Pensé que era una noche especial cuando fui nominada a un Globo de Oro y usé este vestido en 1998, pero nada podría haberme preparado para la idea de ver a mi hija utilizándolo en su baile de graduación. ¡Mamá orgullosa!”, escribía Brooke.

https://www.instagram.com/p/CPwAyO5HprH

A post shared by Brooke Shields (@brookeshields)

En las instantáneas compartidas por la intérprete hemos podido ver como Roman ha optado por lucir el vestido sin el chal que Shields eligió en aquella ocasión, tan solo ha sumado un sencillo bolso en color negro de Hermés que colgaba de su hombro. Además de una emotiva imagen madre e hija, la actriz también ha recuerdo de aquellos Globos de Oro en los que deslumbró con este mismo de diseño.

Como era de esperar, la galería de imágenes se ha llenado de likes y comentarios de amigos de la familia y de miles de fanáticos que no han podido evitar la nostalgia que les ha provocado esta bonita anécdota.





Fuente: Leer Artículo Completo