Bertín Osborne desmiente que haya sido despedido de Telecinco

Un par de semanas después de que comenzara el confinamiento, Bertín Osborne colgaba un vídeo en su Instagram opinando sobre la gestión de la crisis del coronavirus. Unas manifestaciones en las que, si bien aseguraba que no era momento para reproches ni para buscar responsables, lanzaba más de un mensaje al ejecutivo. Desde hace días, se hablaba de que el presentador habría sido despedido por Telecinco después de que la cadena hubiese recibido presiones del Gobierno por su ideología política.

Ahora, ha sido él mismo quien ha desmentido los rumores que han circulado y sonado con fuerza. Desde su casa, entraba por videollamada en ‘Viva la vida’ este fin de semana y era tajante: “Es totalmente mentira“. También manifestaba su descontento, con tono enfadado, por las afirmaciones sistemáticas contra él cada determinado tiempo. No entiende qué es lo que ha hecho a ese sector que se muestra crítico de más con él.

“En general estoy muy bien en Sevilla, en el campo, tranquilísimos, pero no tengo ni idea de por qué un determinado grupo de personas la tienen tomada conmigo. No entiendo por qué se inventan que me habían despedido de la cadena”, era su queja amarga, sin entender el sentido de los testimonios vertidos contra él.

No entiendo por qué se inventan que me habían despedido de la cadena”

“No tiene sentido. Es todo muy surrealista y falso. Me ha llamado Paolo para decirme que se han vuelto locos y que lo íbamos a aclarar. Además, han dicho que Carlos Sobera era mi sustituto, es que no es verdad. No puedo grabar mi programa porque estoy confinado en mi casa. Evidentemente no lo estoy haciendo porque estamos en esta situación y no está grabado nada. Telecinco me pidió que empezáramos antes de la cuarententa, pero no dio tiempo. Hay muchas entrevistas pendientes que se harán cuando se pueda salir. ¿Cómo se van a emitir si no están hechos? Saldrán cuando los grabemos”, se explayaba.

Ya en un tono más distendido, habla de cómo su hijo Quique ha aprendido a jugar al mus durante este periodo de aislamiento y les trae de cabeza a él y a su abuelo: “He cometido el error de enseñar a jugar a mi hijo al mus y es el tío con más suerte del mundo. Nos está arrasando a su abuelo y a mí, que mi padre está aquí con nosotros también. Quique está fenomenal”.

Fuente: Leer Artículo Completo